Esofagitis infecciosa

Esofagitis infecciosa
Enviar esta página a un amigo Imprimir Facebook Twitter Pinterest
La esofagitis es un término general para cualquier inflamación, irritación o hinchazón del esófago. Este es el conducto que transporta alimentos y líquidos desde la boca hasta el estómago.

Causas
La esofagitis infecciosa es poco frecuente. A menudo ocurre en personas cuyos sistemas inmunes están debilitados. Las personas que tienen un sistema inmunitario fuerte generalmente no tienen esta infección.

Las causas comunes de un sistema inmunitario debilitado incluyen:

VIH SIDA
Quimioterapia
Diabetes
Leucemia o linfoma
Medicamentos que inhiben el sistema inmunitario, como los que se administran después de un trasplante de órganos o de médula ósea.
Otras afecciones que inhiben o debilitan el sistema inmunitario.
Los organismos (microbios) que causan esofagitis incluyen hongos, levaduras y virus. Los organismos comunes incluyen:

Candida albicans y otras especies de Candida
Citomegalovirus (CMV)
Virus del herpes simple (VHS)
Virus del papiloma humano (VPH)
Bacterias tuberculosas (Mycobacterium tuberculosis)
síntoma
Los síntomas de esofagitis incluyen:

Dificultad para tragar y tragar dolorosa
Fiebre y escalofríos
Candidiasis en la lengua y el revestimiento de la boca (aftas)
Úlceras en la boca o en la parte posterior de la garganta (con herpes o CMV)
Pruebas y examenes
El proveedor de atención médica le preguntará acerca de sus síntomas y le examinará la boca y la garganta. Los exámenes pueden incluir:

Exámenes de sangre y orina de CMV
Cultivo de células esofágicas para herpes o CMV
Cultivo de exudado de garganta o boca para candida
Es posible que deba hacerse un examen de endoscopia superior. Este es un estudio que se realiza para examinar el revestimiento de su esófago.

Tratamiento
En la mayoría de las personas con esofagitis, los medicamentos pueden controlar la infección. Éstos incluyen:

Los antivirales como el aciclovir, famciclovir o valacyclovir pueden tratar una infección por herpes.
Los antifúngicos como el fluconazol (tomado por vía oral), la caspofungina (inyección) o la anfotericina (inyección) pueden tratar la infección por cándida.
Los antivirales administrados a través de una vena (por vía intravenosa), como ganciclovir o foscarnet, pueden tratar la infección por CMV. En algunos casos, un medicamento llamado valganciclovir, tomado por vía oral, puede usarse para la infección por CMV.
Algunas personas también pueden necesitar analgésicos.

Pídale recomendaciones a su proveedor sobre una dieta especial. Por ejemplo, puede haber alimentos que debe evitar comer mientras su esófago se cura.

Muchas personas que reciben tratamiento por un episodio de esofagitis infecciosa necesitan otros medicamentos durante períodos prolongados para inhibir el virus u hongo y prevenir la recurrencia de la infección.

Expectativas (pronóstico)
La esofagitis generalmente se puede tratar de manera efectiva y generalmente se cura en 3 a 5 días. Las personas con un sistema inmunitario debilitado pueden tardar más en mejorar.

Posibles complicaciones
Las condiciones que pueden ocurrir como resultado de la esofagitis infecciosa incluyen:

Agujeros en el esófago (perforaciones)
Infección en otros sitios.
Infección recurrente
Cuándo contactar a un profesional médico
Llame a su proveedor si tiene alguna condición que pueda causar una disminución en la respuesta inmune y si tiene síntomas de esofagitis infecciosa.

Prevención
Si tiene un sistema inmunitario debilitado, trate de evitar estar cerca de las personas que tienen una infección con cualquiera de los microbios mencionados anteriormente.

Nombres alternativos
Infección – esófago; Infección esofágica

Imágenes
Esofagitis herpética Esofagitis herpética Sistema gastrointestinal superior Sistema gastrointestinal superior
Esofagitis por CMVE Esofagitis por CMVE Esofagitis por Candida Esofagitis por Candida
Referencias
Graman PS. Esofagitis en: Bennett JE, Dolin R, Blaser MJ, eds. Principios y práctica de enfermedades infecciosas de Mandell, Douglas y Bennett.